Basílica de San Pedro

Basílica de San Pedro

Se trata de una de las construcciones más importantes para religiones como el cristianismo y catolicismo, la cual es además una obra maestra del arte y la arquitectura, cuyo nombre completo es la Basílica Papal de San Pedro, y es la iglesia cristiana más grande del mundo, ubicada en la Ciudad del Vaticano.

Representación católica

Este templo católico comprende una extensión de 2,3 hectáreas, y cuenta con 193 metros de longitud y 44, 5 metros de altura, quien se considera uno de los espacios más sagrados, pues según la doctrina católica la basílica se edificó sobre el espacio donde se enterró a San Pedro, uno de los 12 apóstoles de Jesús de Nazaret.

Discípulo a quien se le encomendó constituir la iglesia como institución. Según los creyentes la sagrada sepultura se halla justo debajo del altar mayor del templo, espacio en que también descansan los restos de otros papas, desde la época paleocristiana.

Construcción

El espacio donde se encuentra la construcción ha albergado templos desde hace siglos, sin embargo, la edificación de la basílica que actualmente se puede visitar inició en 1506, por mandato del papa Julio II, y terminó en 1626, después de más de 100 años de trabajos, donde participaron miles de personas.

Se involucraron importantes arquitectos de la época como Bernini, Donato Bramante y Miguel Ángel, figuras consideradas iconos del arte y del estilo renacentista, siendo Miguel Ángel el creador de una de las obras más visitadas de la basílica, como lo es la piedad.

Escultura realizada entre 1498 y 1499 por el artista, quien le dio cincel a una obra en la que se muestra a la Virgen María con su hijo muerto en los brazos, aclamada de forma eterna y de inigualable belleza, la cual que se encuentra en una capilla lateral de la Basílica de San Pedro, cuya entrada en gratuita, pero recuerda que suelen haber largas colas para acceder.